• Jesús López

De ombligos y bichos

Actualizado: jul 26


Decidí mantener el aula con las sillas dispuestas en U como durante todo el curso. Apagué únicamente las luces situadas encima de la pantalla de proyección. Enfrente tenía a mis compañeros del curso de Docencia de la formación profesional para el empleo -un grupo heterogéneo formado por profesionales de muy diversos ámbitos- que esperaban pacientes a que el de los bichos les diera su clase.

Tomando como referencia el primer tema del certificado de profesionalidad Servicios para el control de plagas (SEAG0110), monté una presentación sencilla, centrada en el concepto de plaga y los términos comunes que siempre aparecen en sus múltiples definiciones.

Ya había pronunciado repetidas veces palabras tan habituales como daño, ser vivo, molestia o perjuicio, cuando llegué a la diapositiva que, intentando huir de la manida imagen del Hombre de Vitruvio de Da Vinci, mostraba la típica pirámide formada por iconos de diversos seres vivos, presidida por el hombre en su vértice superior y, como único texto: “Plaga es todo lo que el hombre considera que es plaga”.

Esta frase de J.M. Rey(1), rezumante de antropocentrismo en cada una de sus palabras, es para muchos la que mejor define el concepto de plaga. Este antropocentrismo lo confirma el propio autor(2) de una manera reivindicativa al explicar su definición:

El término 'plaga' tiene un sentido marcadamente antropocéntrico, puesto que el hombre lo aplica a todo aquello que le produce daño. Si consideramos que plaga es todo organismo que daña la salud, el bienestar y los recursos de otro ser vivo, la propia humanidad constituye en sí misma una plaga que amenaza no sólo con la destrucción de la biosfera sino incluso con la propia supervivencia del hombre”.

Además de la crítica a esa mirada antropocéntrica en la que, con el único fin de obtener los máximos beneficios a corto plazo para nuestra especie, nos colocamos, no ya el centro de todo, si no en un nivel superior en el que parece que nada puede afectarnos, a mí me gusta ver en esa definición cierto cambio desde la posición de pasividad que hasta entonces tenía el hombre en el concepto de plaga hacia una postura, mucho más racional, en la que el hombre interrelaciona con el resto de especies y con el ambiente.

Al igual que, como indica Terradas (3), el hombre nunca era colocado como parte de las redes tróficas, a pesar de ser el superdepredador que mayor influye en su comportamiento. Cuando hablamos de plagas siempre era visto como el sujeto pasivo que sufría el daño o el perjuicio del resto de organismos, sin que él estuviera realmente interviniendo en el proceso. Hoy está más que asumido que, no sólo existe una intervención humana en el fenómeno de las plagas, sino que es, sin lugar a dudas, es el causante de la mayoría de los comportamientos que hoy catalogamos como plaga entre los seres vivos.

Así, fenómenos como la urbanización, la globalización, el cambio climático, la transformación del entorno para obtención de alimentos, el transporte de mercancías y personas, entre otras muchas acciones -todas ellas con alta influencia de la raza humana-, son los que han provocado y seguirán provocando, que poblaciones de seres vivos se comporten en un determinado momento como plagas.

Me gustaría pensar que, asumir que somos origen y parte integrante del problema, es el primer paso para encontrar soluciones a las plagas actuales o para evitar algunas de las futuras. Al final nosotros somos los más interesados.

Durante unos segundos, me giré para observar la diapositiva y, por un instante estuve a punto de exteriorizar todos estos pensamientos a mis alumnos por un día, pero, decidir pasar a la siguiente diapositiva, en la que una imagen de un caballo lleno de moscas y otra de una mosca en un hospital me invitaron a explicar conceptos más terrenales como el umbral de tolerancia.


1. REY, J. M, 1976. Gestión sobre plagas en Entomología. Graellsia, 32: pp, 279-306 2. SELFA, J.; ANENTO, J.L., 1997. Plagas Agrícolas y Forestales. Boletín S.E.A., 20: pp, 75-91.

3.http://blog.creaf.cat/es/conocimiento/el-lugar-del-hombre-en-los-ecosistemas/

17 vistas
BG Nuevo logo 3_edited.png
SELLO WEB.fw.png

 © 2019 Blattagest Todos los derechos reservados.